Tokio 2020: Simone Biles gana bronce en barra de equilibrio

Simone Biles aprovechó su última oportunidad de participar en Tokio 2020, tras retirarse por temas de salud mental de otras cinco finales, y se llevó la medalla de bronce en la barra de equilibrio.

Tokio, 03 de Agosto de 2021.- La superestrella estadounidense Simone Biles, que no competía desde hace una semana, consiguió este martes medalla de bronce en la barra de equilibrio, última final de la gimnasia artística femenina en Tokio 2020, tras renunciar a las cuatro finales anteriores y retirarse del concurso general por equipos.

Biles, cuádruple campeona olímpica en Rio 2016 y la más esperada en estos Juegos, acabó con una nota de 14,000, que la situó en la tercera posición, tras dos atletas chinas, Guan Chenchen (14,633) y Tan Xijing (14,233).

Recibida con mucho cariño por sus rivales y por una grada muy animada por la presencia de varios centenares de deportistas y dirigentes, la estadounidense ejecutó con seguridad y sin desequlibrios un ejercicio de alta dificultad.

Su ejecución, que desarrolló sin problemas, pero que culminó con una salida menos espectacular de las que suele realizar, fue acogida entre aplausos de los presentes del centro de Gimnasia Ariake de Tokio. Y la estadounidense devolvió ese apoyo con un gesto de oro: mientras Guan hacía el ejercicio con el que la desplazaría de la segunda a la tercera posición, Biles la animaba a voces desde la banda.

El bronce endulza la dura semana de la gimnasta estadounidense, que afrontó en estos Juegos Olímpicos una pérdida de confianza y un fenómeno de pérdida de referencias en el aire (twisties), que la llevaron a parar en plena competición del concurso general por equipos, para sorpresa general.

El fenómeno de «pérdida de figura» que hace que el gimnasta pierda sus referencias en el aire es especialmente problemático para las acrobacias hacia atrás que impliquen giros, según los especialistas.

«No esperaba conseguir una medalla»
Aunque lejos del récord que todo el mundo esperaba que pudiera hacer en la capital nipona, la gimnasta estadounidense se marcha de los Juegos de Tokio con dos medallas, la plata del concurso por equipos que ganó la selección estadounidense y en la que ella solo hizo un ejercicio, el de salto; y el bronce de este martes.

Al acabar la competición, el presidente del COI, el alemán Thomas Bach, y el de la Federación Internacional de Gimnasia, el japonés Morinori Watanabe, se acercaron a saludar a Biles, cuya crisis de salud ha sido seguida de cerca por ambos organismos.

«Ha sido una semana muy larga, han sido cinco años muy largos», declaró Biles tras haberse puesto la mano en el pecho, aliviada, al concluir su ejercicio. «No esperaba conseguir una medalla», dijo. «Solo quería salir y hacerlo por mí, y eso es lo que he hecho». Este bronce, agregó, «es más especial que el de la barra de equilibrio en Río. Lo apreciaré durante mucho tiempo», aseguró.

Biles suma ya siete medallas olímpicas, con lo que igualó el récord de Shannon Millers para una gimnasta estadounidense. Por su parte, su compañera de equipo Sunisa Lee, que quedó quinta en esta prueba, parte de Tokio con una medalla de cada color: oro en la competencia general individual, plata por equipos y bronce en barras asimétricas. Mientras, la brasileña Flavia Saraiva, quinta en Rio 2016 en la barra de equilibrio, quedó sexta esta vez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *