Guaidó llega a Davos un año después de proclamarse presidente interino de Venezuela

El opositor Juan Guaidó, reconocido como presidente interino de Venezuela por más de 50 países, llega este jueves a Davos en una etapa más de su gira europea, en la que intenta relanzar su ofensiva contra Nicolás Maduro.

Davos, 23 de Enero de 2020.- La visita de Guaidó al Foro Económico Mundial (WEF), que reúne cada año en la estación de esquí suiza a la élite política y económica mundial, coincide exactamente con el primer aniversario de su autoproclamación frente a una multitud en Caracas como presidente encargado, el 23 de enero de 2019.

Guaidó dio un discurso en la gran sala del centro de congresos de Davos, la misma en la que el martes habló el presidente estadounidense Donald Trump, con una capacidad de hasta 1.800 personas. Allí dijo: «Hoy estoy aquí por los que no tienen voz». Y advirtió: «No vamos a descansar hasta lograr nuestra segunda independencia».

Asimismo, afirmó ante los presentes que la oposición mantuvo «la unidad en Venezuela a pesar del terror de la dictadura” y recordó que «la Asamblea Nacional es el único órgano elegido por el voto popular”.

Guaidó hizo hincapié en el apoyo que la dictadura de Maduro brinda a grupos terroristas como el colombiano ELN y el libanés Hezbollah, financiados a través de «oro de sangre” y alertó sobre los riesgos que estos grupos suponen para la región. «Si no dejamos a Venezuela por fuera vamos a poder consolidar una región al servicio de la democracia”, aseveró.

Según él, «la corrupción, la persecución y la muerte es el modelo político que hoy tiene Venezuela” y, por esa razón, pidió que el mundo siga apoyando la necesidad de un cambio. «En democracia, a pesar de sus defectos, no se perseguía como hoy en Venezuela. Mientras estoy aquí, diputados están siendo encarcelados”, remarcó.

Situación estancada en Venezuela
Un año después de su proclamación, la situación en Venezuela parece estar estancada, a pesar de que tiene el apoyo de Estados Unidos y de los 25 países de la Unión Europea, entre otros.

Violando una prohibición para salir de su país, Guaidó viajó el pasado lunes a Colombia, antes de volar a Reino Unido, y Bélgica y ahora a Davos, antes de una visita a España prevista a finales de esta semana.

El presidente español, Pedro Sánchez, se reunió el miércoles en Davos con Duque y el presidente de Ecuador, Lenín Moreno, y abordó «la situación en Venezuela, donde urgen elecciones libres y democráticas», según un tuit de su cuenta oficial.

En Bogotá el lunes, Guaidó fue recibido con honores de jefe de Estado y se reunió con el secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, que le prometió un mayor apoyo en su lucha para sacar del poder a Maduro.

«Tenemos una relación activa, amistosa [con Juan Guaidó] (…) Estamos buscando siempre nuevas iniciativas para que esta gran coalición siga creciendo y que podamos ver en Venezuela pronto elecciones libres», dijo el martes el presidente colombiano, Iván Duque.

La petición de Guaidó, un ingeniero de 36 años, sigue siendo la misma: «Apoyo para lograr unas elecciones libres y justas y para luchar contra la dictadura», reiteró el miércoles a la BBC.

La imposibilidad de desplazar a Maduro del poder hizo caer su popularidad, de 63% a 38,9% en 12 meses, según la encuestadora venezolana Datanálisis. el líder opositor ha tratado de revitalizar las protestas contra Maduro, pero sus llamados han tenido débil respuesta, con cientos de manifestantes frente a las decenas de miles que movilizó un año atrás.

El miércoles, en Bruselas, la Unión Europea expresó su «firme apoyo» a Guaidó, que fue recibido por el jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell.

Guaidó se autoproclamó presidente encargado de Venezuela hace un año, después de que Maduro iniciara un segundo mandato, considerado ilegal por la oposición y parte de la comunidad internacional, en un contexto de colapso de la economía y de crisis migratoria.

En lo que es considerado el mayor éxodo de la región en las últimas décadas, un total de 4,6 millones de venezolanos abandonaron su país desde finales de 2015, según las Naciones Unidas.



Sobre WordPress