Mundial Rusia 2018: Francia se queda con la Copa

Con anotaciones de Mandzukic (autogol), Griezmann, Pogba y Mbappé, los galos aseguraron la segunda Copa del Mundo de su historia.

Moscú, 15 de Julio de 2018.- La Selección de Fútbol de Francia se coronó campeona del mundo este domingo al derrotar por 4-2 a su similar de Croacia, en la final del torneo disputado en Rusia. El estadio olímpico Luzhniki fue el escenario del partido, un vibrante encuentro donde las acciones fueron dominadas de forma intermitente por un equipo y otro y que ofreció muchas acciones en los pórticos, lo que se vio reflejado en el marcador final.

Un cabezazo en propia portería del croata Mario Mandzukic (18) abrió el camino para los galos. Y si bien apenas diez minutos más tarde los croatas igualaron el marcador por intermedio de Ivan Perisic, fueron incapaces de extender las cifras en momentos en que dominaron con comodidad las acciones. Por eso, el penal en contra cobrado –tras revisar el VAR– por el árbitro argentino Néstor Pitana, tras una mano dentro del área, supuso un balde de agua fría para el equipo que debutaba en estas instancias.

Antoine Griezmann (38) fue el encargado de cambiar por gol el cobro. Con el 2-1 se fueron al descanso. El segundo lapso comenzó con un claro dominio de los franceses, que aprovecharon esos momentos de gracia para extender la ventaja hasta niveles que la hicieron casi inalcanzable. En el minuto 59, un disparo de Paul Pogba, un tiro preciso que el portero croata dejó pasar con cierta condescendencia, abrió el camino hacia un triunfo irreversible.

Cansancio acumulado
Apenas seis minutos más tarde, la joven promesa gala, Kylian Mbappé, exhibió sus pergaminos y con un tiro rasante volvió a romper la feble oposición del arquero Danijel Subasic. El segundo descuento de los croatas, obra de Mario Mandzukic tras un grosero error del meta galo Hugo Lloris, solo sirvió para dar más dignidad a la caída de un equipo que enfrentó a lo largo del partido el cansancio acumulado tras tres prórrogas consecutivas.

Croacia luchó hasta el final, pero Francia se convirtió en el indiscutible campeón del torneo gracias a la habilidad y velocidad de su zona ofensiva, plagada de nombres que seguramente le darán más glorias al fútbol francés en los próximos años. Los croatas, en cambio, pueden retirarse con la satisfacción de haber llegado tan alto como nunca antes en su historia futbolística.



Sobre WordPress