Reforma a la Educación Superior: Diputado Bellolio (UDI) “Después de pasar por el Senado, este proyecto ya no me da vergüenza”

El parlamentario explicó que luego de su tramitación en la Cámara, la iniciativa era un “engendro”, que fue mejorada de manera “sustantiva” en segundo trámite y ello viabilizó el respaldo unánime de este miércoles.

Valparaíso, 25 de Enero de 2018.- Luego de un año y medio de tramitación, este miércoles la Cámara de Diputados aprobó las modificaciones que el Senado hizo al proyecto de ley de reforma a la educación superior, iniciativa que regula el mecanismo para el financiamiento y ampliación de la gratuidad, crea una subsecretaría de Educación Superior y una Superintendencia y establece la acreditación institucional obligatoria para los planteles, entre otras materias.

“Cuando este proyecto salió de la Cámara de Diputados, yo decía que era un engendro, que me daba vergüenza tal como había salido. La verdad es que después del paso por el Senado, tengo que reconocer que ya no me da vergüenza, (porque) cambió de manera sustantiva y cambió para mejor”, dijo el diputado UDI Jaime Bellolio, quien lideró la postura de la oposición durante la tramitación del texto.

Según explicó el parlamentario, “varias de las disposiciones que salieron de esta Cámara de Diputados obedecían a una lógica completamente anacrónica, a grupos de presión que llegaban a la Comisión con el puño en alto, pero poco tenía que ver con la realidad que los chilenos vivían, y particularmente con lo que los Centros de Formación Técnica, Institutos Profesionales y universidades necesitaban”.

Es así como –explicó el legislador- las enmiendas hechas en la Cámara Alta viabilizaron el respaldo unánime a la reforma, aunque precisó: “Esto no significa que estemos de acuerdo con todo el proyecto; significa que los cambios que se hicieron mejoran de manera sustantiva este proyecto que, de otra forma, habría sido imposible de aplicar y muy perjudicial para los estudiantes y las instituciones en Chile”.

Una de las prevenciones hechas por Bellolio tiene que ver con la propuesta de gratuidad universal, algo en lo que “nosotros no creemos, tampoco en 40 años, cuando probablemente ésta ya pierda eficacia y haya otras necesidades para los chilenos”, dijo, expresando luego su rechazo a que “un gobierno pueda pretender gastar la plata de los próximos 40 años en lo que determine, porque tiene que ser el presidente del momento quien lo defina”.

“Hoy día, para nosotros, las urgencias están en el Sename, en la educación inicial, en vivienda, en salud, no en la educación superior para el 20% de mayores recursos. Sin embargo, el presidente Piñera ha dicho que quiere mantener la gratuidad en el 60% y que quiere aumentarla hasta un 90% para los CFT e IP. Yo voy a ser parte de quienes, desde el Congreso, vamos a asegurarnos que se cumpla ese compromiso”, añadió.

Y para que la ampliación del beneficio en la educación técnico-profesional “se haga bien”, el diputado Bellolio pidió a quienes formarán la oposición a contar del 11 de marzo que “no sigan la lógica que a veces les hemos escuchado acá (en el Congreso), que es de una oposición no republicana, que cuando se nomina a un ministro o ven que una indicación viene de un parlamentario que no es de su sector, al tiro rechazan; algunos ya están planificando protestas sin tener ningún tipo de razones. Esa es la oposición ‘a la Hugo Gutiérrez’, es la oposición que dice que los chilenos que no piensan como él o no votan como él son idiotas. Espero que eso no ocurra más en Chile, porque le hace daño a la democracia”, sentenció.



Sobre WordPress