Cartas: Comunicado Amcam por Plan Impulso

Temuco, 24 de Septiembre de 2018.-

Tras conocer los titulares del Plan Impulso, presentado la mañana de este lunes 24 de septiembre por el Presidente Sebastián Piñera, como Asociación de Municipalidades con Alcalde Mapuche (AMCAM) declaramos lo siguiente:

Resulta importante señalar que esta es una propuesta construida y presentada por el Gobierno y no un acuerdo entre todos los sectores. Los anuncios de reconocimiento constitucional, la participación política y creación del Ministerio de Asuntos Indígenas, entre otros, han estado pendientes desde los años 90 y otros fueron parte de promesas electorales de otros Gobiernos y hoy se mantienen estancados en el Congreso. Lo realmente positivo sería que Chile lograra nivelarse en derechos y reconocimiento al pueblo mapuche y todas las primeras naciones que cohabitan el país.

Por otro lado, más allá de las ostentosas directrices económicas impulsadas, los lineamientos políticos de la propuesta evidencian estar alejadas de la construcción de un Estado Plurinacional e Intercultural, derecho básico de reconocimiento de los pueblos. Una nueva constitución elaborada a través de una Asamblea Constituyente Democrática, aportaría a la verdadera equidad entre las distintas naciones que habitamos este país.

Como AMCAM no compartimos el concepto de terrorismo planteado por el Gobierno, hay violencia política que no compartimos pero, entendemos, se relaciona con un problema que el Estado no ha sido capaz de resolver en 200 años. Mientras más militarización, más violencia y frustración. Entonces instalar un comando jungla y luego ofrecer diálogo, es un contrasentido.

El Plan Impuso, como programa de inversión, sólo se enfoca a la Región de La Araucanía, olvidando a comunas pertenecientes a otras regiones del país que también poseen una alta población mapuche, como lo es Alto Bío-Bío, Tirúa, Paillaco, Coyhaique, entre otras.

Valoramos la intención de diálogo que el actual Gobierno, a través del Ministro de Desarrollo Social Alfredo Moreno, ha manifestado con el fin de avanzar en soluciones al conflicto político que, históricamente, han vivenciado los territorios mapuche y su gente. Sin embargo, este diálogo, como en otras oportunidades, deja la sensación de no haber logrado vincularse con la amplitud de comunidades mapuche y sus diversas identidades territoriales.

En el mismo sentido, la propuesta de obligatoriedad de una cuota indígena a todos los partidos políticos que participen en procesos eleccionarios debería ser complementada por una medida que asegure escaños indígenas y de género reservados en la cámara de Diputados y Senadores, con el fin de apostar a una participación política efectiva de los representantes de los Pueblos Originarios bajo su propia forma de organización política. Un 10% de escaños reservados asegurados, proporcional a la población indígena del último censo, es lo mínimo para asegurar la representación de los primeros habitantes del territorio.

En relación a la temática de tierras, los códigos de aguas, minería y los derechos de borde costero y recursos del mar, se debe potenciar un cambio de paradigma que respete la ancestralidad, garantizando la propiedad individual y colectiva y el bienestar de las comunidades indígenas a largo plazo.

Aunque la propuesta pareciera tener buenas intenciones de parte del Gobierno, como AMCAM esperamos discusiones en profundidad en torno a los temas políticos, para que se realicen las modificaciones necesarias y logren ser ejecutadas para avanzar en la valoración de las primeras naciones, el derecho a su territorio y su autodeterminación.



Sobre WordPress