Mensaje de fin de año: Presidenta Bachelet “Hoy Chile garantiza mejores oportunidades para sus hijas e hijos”

Santiago, 31 de Diciembre de 2017.- En cadena nacional, la Jefa de Estado destacó que “éste es el último saludo de fin de año que les dirijo como Presidenta de la República. Es un buen momento para agradecerles a todos ustedes su compromiso para que hoy tengamos un mejor país, con mejores bases para seguir progresando”.

Y agregó: “Ese es el Chile mejor que ya está aquí, un Chile con más capacidades, con desafíos nuevos y un horizonte más amplio para su desarrollo. Un Chile que sabrá enfrentar los cambios y aprovechar la riqueza de su diversidad”.

“Queridos compatriotas:

Termina un año intenso, de esfuerzos y logros, y damos la bienvenida a un 2018 con nuevos desafíos y esperanzas.

Éste es el último saludo de fin de año que les dirijo como Presidenta de la República. Es un buen momento para agradecerles a todos ustedes su compromiso para que hoy tengamos un mejor país, con mejores bases para seguir progresando.

Jamás he perdido de vista que soy Presidenta por ustedes, por mi país, que conozco a fondo y que he visto progresar. Siento orgullo por lo que somos, por lo que hemos hecho y por lo que unidos como nación podemos hacer.

Por eso mi mayor satisfacción es haber cumplido los principales compromisos que asumí ante ustedes.

Podrá haber distintas lecturas sobre los logros alcanzados en estos años, pero hay un hecho indesmentible y que nos debe alegrar a todos por igual: nuestra democracia ha ganado fortaleza y madurez.

Chile se apronta a cambiar de gobierno y a renovar su Congreso. Y lo hace gracias a elecciones que, con las reformas emprendidas, se hicieron con más pluralismo, inclusión y competencia. Porque votaron nuestros compatriotas en el extranjero por primera vez, porque el nuevo sistema proporcional permitió que nuevos actores lleguen al Parlamento, porque la Ley de Cuotas permitió que más mujeres estén en la primera línea de las responsabilidades.

Pero ese no es el único motivo para celebrar en estas fechas. Entre todos también hemos ampliado los derechos de las personas y la transparencia de nuestras instituciones. Y confío en que con los años, los muchos avances alcanzados serán motivo de orgullo para el país en su conjunto.

La educación es un pilar para progresar y la demanda más sentida de las familias. Hoy estamos asegurando que 70 mil niños y niñas puedan entrar en la educación parvularia, para que su desarrollo comience con el apoyo y acompañamiento que requieren. Estamos garantizando, además, que el sistema escolar cuente con mecanismos de ingreso justos y transparentes, que no haya más co-pago ni discriminación.

Los liceos y escuelas públicas están iniciando su transición para dejar de depender de los municipios. Tendrán así los recursos y el apoyo técnico que necesitan para asegurar calidad en todas las comunas, sin excepción.

También se han sumado dos universidades públicas que antes no existían, en O’Higgins y Aysén. Ésa es la educación pública que Chile merece.

Y, por supuesto, la gratuidad se hizo realidad y se consolidó. Ya hay 262 mil estudiantes cursando carreras técnicas o universitarias sin endeudarse.

También celebramos que en materia de salud, estamos dejando 21 hospitales construidos, 21 en plena construcción y 16 en proceso de licitación. Y que hoy el tratamiento de las enfermedades crónicas y las de alto costo están cubiertas por el Estado.

Tampoco es menor que hoy 311.329 familias que no tenían vivienda, estén pasando las fiestas en su casa, o tengan la certeza de que recibirán las llaves de su nuevo hogar muy pronto.

En definitiva: hoy Chile garantiza mejores oportunidades para todos sus hijos e hijas.

Los 17 millones y medio de personas que habitan esta tierra pueden ver con sus propios ojos la nueva infraestructura, los nuevos paneles solares y eólicos que nos permiten producir energía limpia. Pueden disfrutar las áreas marinas y parques que están ahora bajo protección, porque Chile ha aprendido que se puede crecer y cuidar nuestro entorno al mismo tiempo.

Hoy vemos nuestra economía repuntar y sabemos que tenemos no sólo una base más sólida para el desarrollo, sino también una sociedad más justa, con más bienestar para todas las personas.

Cómo, entonces, no estar contentos en estas fechas y no tener plena confianza en nuestras capacidades como país, en nuestro dinamismo, nuestra creatividad, que se nutren de nuestra diversidad.

Ése es el Chile mejor que ya está aquí, un Chile con más capacidades, con desafíos nuevos y un horizonte más amplio para su desarrollo. Un Chile que sabrá enfrentar los cambios y aprovechar la riqueza de su diversidad. El país que no me cabe duda seguirá creciendo con espíritu republicano, con convivencia fraterna y respetuosa.

Esta noche, junto a quienes queremos, recordemos lo mucho que hemos logrado individual y conjuntamente. Despidamos este 2017 lleno de cambios y de logros y demos la bienvenida al futuro que se asoma y para el que tanto hemos sembrado.

Muchas gracias y Feliz Año Nuevo”.



Sobre WordPress