Estados Unidos busca sanciones más duras contra Corea del Norte

  • Publicado viernes 5 mayo 2017 | 10:06 GMT -3
  • Asia
  • Enviar

La iniciativa logró el apoyo casi unánime de la Cámara baja (419 votos a favor y uno en contra) y ahora pasará al Senado para su aprobación definitiva.

 

Korea N 0505Washington, 05 de Mayo de 2017.- La Cámara de Representantes de EE. UU. aprobó hoy (04.05.2017) una ley que confiere mayor poder al presidente, Donald Trump, para imponer sanciones a Corea del Norte y a las empresas de cualquier país que vendan a Pyongyang materiales que le permitan avanzar en su programa nuclear y de misiles.

La ley se dirige contra los trabajos forzados en Corea del Norte y prohíbe la entrada a EE. UU. de cualquier bien producido en los campos norcoreanos, donde los malos tratos y las torturas son frecuentes y los presos son obligados a trabajar jornadas extenuantes y con alimentación escasa.

Además, prohíbe operar en aguas estadounidenses o atracar en sus puertos a los buques de Corea del Norte o de compañías de cualquier otro país, incluida China, que se nieguen a cumplir con las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU de condena del lanzamiento de misiles balísticos.

Posible rechazo de Pekín
Debido a esas provisiones, la nueva ley podría despertar el rechazo del Gobierno de China, aliado tradicional de Corea del Norte y al que Trump ha pedido ayuda para que obligue a Pyongyang a poner fin a sus provocaciones con el ensayo de misiles y a sentarse a la mesa para renegociar su programa nuclear.

El texto, de hecho, establece que “cualquier gobierno extranjero que proporcione artículos o servicios de defensa a Corea del Norte tendrá prohibido recibir ciertos tipos de ayuda externa de EE. UU.”.

Revisar lazos diplomáticos con Corea del Norte
Por otro lado, EE. UU. pidió a diez naciones del sudeste asiático que revisen sus lazos diplomáticos con Corea del Norte, y que paralicen sus actividades en las islas del mar de China Meridional mientras avanzan las negociaciones sobre las disputas territoriales con Pekín en esa región.

“No estamos pidiendo específicamente a ningún país que corte sus lazos diplomáticos, sino más bien que revisen las relaciones que tienen” y consideren rebajarlas, explicó a los periodistas el subsecretario adjunto de Estado de EE. UU. para el Sudeste Asiático, Patrick Murphy.



Sobre WordPress