Entra en vigor el acuerdo sobre Siria con las primeras violaciones al alto el fuego

Enfrentamientos cerca de Homs, una de las zonas de seguridad, empañan el inicio de la implantación del acuerdo. Rex Tillerson y Serguéi Lavrov hablan por teléfono sobre cómo “rebajar la intensidad del conflicto”.

 

Alto Fuego Siria 0605Damasco, 06 de Mayo de 2017.- Las fuerzas leales al presidente sirio, Bachar al Asad, se enfrentaron a facciones islámicas cerca de la ciudad de Homs minutos después de entrar en vigor, tras la medianoche, las zonas seguras incluidas en un acuerdo firmado el jueves en Astaná entre Rusia, Irán y Turquía. Los enfrentamientos se registraron en la localidad de Al Zalaqilat, en la provincia de Hama, en el centro del país, después de que un proyectil lanzado desde esa zona impactara en el pueblo de Ter Maala, a cinco kilómetros al norte de Homs, según informó el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

Los expertos son escépticos sobre el acuerdo, porque ni el gobierno sirio ni los rebeldes son directamente signatarios del mismo. Estos, de hecho, rechazan el papel garante de Irán, a quien consideran una potencia invasora. El acuerdo firmado en Astaná establece cuatro zonas seguras para proteger a la población civil y rebajar la tensión entre los rebeldes y las fuerzas gubernamentales.

Las operaciones militares estadounidenses en Siria no se verán afectadas por las zonas de seguridad previstas en el país árabe, ya que éstas no se establecerán en territorios en las que está activa la milicia terrorista Estado Islámico (EI), informó el portavoz del Pentágono, Jeff Davis, en Washington.

El papel de Estados Unidos
El secretario de Estado estadounidense, Rex Tillerson, y el ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, hablaron por teléfono sobre el conflicto en Siria. Tillerson “espera tener más encuentros con el ministro” ruso “para hablar sobre los papeles respectivos de Estados Unidos y Rusia a la hora de rebajar la intensidad del conflicto, y apoyar las conversaciones en Ginebra para impulsar una solución política” a la guerra civil, dijo la portavoz del Departamento de Estado estadounidense, Heather Nauert, en un breve comunicado.

Estados Unidos ha dado la bienvenida a ese acuerdo, pero ha expresado “cautela”, dado “el fracaso de otros pactos” para tratar de frenar la violencia en Siria, y ha expresado su preocupación por la participación como garante de Irán, a quien acusa de haber “contribuido” al conflicto con su apoyo a Bachar al Asad.

Tillerson y Lavrov se reunirán a solas la próxima semana durante la décima reunión ministerial de los países miembros del Consejo del Ártico, que se celebrará el 10 y 11 de mayo en Fairbanks (Alaska). Antes, Thomas Shannon, subsecretario de asuntos políticos, viajará a Nueva York el lunes para reunirse con el segundo de a bordo de Lavrov, Sergéi Ryabkov “para discutir diversos temas bilaterales”.



Sobre WordPress