Arica y Parinacota: Artesanas de Putre invitan a Tejer Todos Juntos y recuperar las tradiciones de la Región

Proyecto de Indap-Paris consideró la fusión de fibra de alpaca y lana merino, permitiendo la elaboración de un producto único en el mercado nacional.

 

Indap Putre 1705Arica, 17 de Mayo de 2017.- Las artesanas de la Agrupación SUMA SAWURI, de la localidad de Guallatire, comuna de Putre, fueron las protagonistas del lanzamiento de la IV Versión del proyecto “Volver a Tejer Todos Juntos INDAP-Paris”, que busca agregarle valor al proceso del hilado de lana de alpaca, y recuperar los oficios ancestrales de la Región de Arica y Parinacota.

La iniciativa consistió en la elaboración de madejas de lana, con una mezcla perfecta de de Oveja Merino y Baby Alpaca a través de la técnica del hilado doble, y que se encuentran disponibles desde este martes 16 de mayo en la tienda Paris, ubicada en pleno centro de Arica.

A nivel nacional, en la preparación de los ovillos de lana participaron 80 hilanderas, pertenecientes a diez agrupaciones de todo Chile, quienes buscan rescatar el tradicional oficio textil del hilado y generar una plataforma comercial para la exclusiva fibra de alpaca y lana merino a través de la comercialización de sus productos en tienda Paris.

En el lanzamiento, estuvieron presentes Miguel Saavedra, seremi de Agricultura; José Rivas, director regional (s) de INDAP, Marcela Cerda, gerente de Tienda Paris; y Carmen Tupa, directora regional de Conadi.

El Proyecto 
“Volver a Tejer Todos Juntos” consideró la preparación de las artesanas participantes en la técnica del hilado doble, a través de un proceso de capacitación que estuvo a cargo de INDAP y Fundación ONA, a través del sistema “Thain The Trainers”, que fomentó el rol de trasmisión entre las mismas artesanas y talleres introductorios de Comercio Justo

Asimismo, considerando las versiones anteriores de “Volver a Tejer” fueron seleccionados los grupos de artesanas que demostraron un mayor compromiso y diferenciación; para que en esta oportunidad se hicieran cargo del hilado de media tonelada de lana.

El gran desafío productivo y de innovación de esta versión del proyecto estuvo en la aplicación de la técnica de torcido de dos hebras, que son de tonos diferentes. Esta fusión permitió tener en un mismo producto la suma de atributos de dos materias primas nobles como son la lana de baby alpaca y lana merino: capacidad térmica, resistir la radiación solar resistencia, durabilidad y brillo sedoso.

Además, el proyecto incluyó un par de palillos Nº12 de madera nativa, fabricados por el artesano Daniel Perán, de la localidad de El Alerce, en la Región de Los Lagos.

Sobre WordPress