Arias pide liberación de políticos presos en Venezuela

“De la libertad de Leopoldo López está que Venezuela pueda ser reconocida como una democracia”, señaló el premio Nobel de la Paz y expresidente de Costa Rica, Óscar Arias, en medio de aplausos de la bancada opositora.

Arias 1902Caracas, 19 de Febrero de 2016.- El premio Nobel de la Paz y ex presidente de Costa Rica, Óscar Arias, afirmó este jueves en Caracas que de la liberación de dirigentes opositores presos depende que Venezuela sea reconocido como un país que respeta los derechos humanos.

Arias participó como orador en la Asamblea Nacional venezolana, bajo control opositor, junto con el también premio Nobel y ex presidente polaco Lech Walesa, al cumplirse dos años de la detención del político opositor Leopoldo López.
“De la libertad de Leopoldo López está que Venezuela pueda ser reconocida como una democracia”, señaló en medio de aplausos de la bancada opositora.

Arias dijo que la esencia del demócrata es que “si no tiene oposición la crea, no la destruye”.
“Llevar gente a prisión es propio de gobiernos autoritarios, totalitarios y no de democracias”, alegó.

La crisis económica
Arias se refirió también a la crisis económica que atraviesa el país y llamó a los venezolanos a unirse para buscar una solución.
“Venezuela atraviesa actualmente una emergencia humanitaria que es consecuencia directa de políticas públicas equivocadas (…) no es posible salir de esta crisis profundizando el modelo económico actual sino más bien abandonándolo”, afirmó Arias.

El costarricense consideró que en las pasadas elecciones legislativas del 6 de diciembre, en las que la oposición consiguió la mayoría de los curules, Venezuela demandó “un cambio profundo de rumbo”.

El país caribeño “logrará salir del marasmo” solo mediante “la acción conjunta del sector público y el sector privado”, afirmó.
A su juicio, urge, entre otras medidas, corregir “las distorsiones de los precios”, cambiar el control cambiario que “enriquece a unos pocos y empobrece a la mayoría” y “devolver al sector privado la seguridad jurídica” a fin de generar confianza en los inversores y motivar la creación de empleos.

El exmandatario lamentó el “severo deterioro social” que, a su juicio, experimenta Venezuela y que se manifiesta, dijo, en un aumento de la pobreza y de la delincuencia y en condiciones de vida que “no pueden calificarse como dignas”.

“Si en algún momento la revolución bolivariana se juzgo por sus intenciones, hoy es menester juzgarla por sus resultados”, subrayó e instó a los gobernantes a admitir errores y negociar un nuevo rumbo para el país.



Sobre WordPress