País: Ministra Claudia Pascual condenó nuevo femicidio en Rancagua e hizo un llamado a no cejar en la lucha contra la violencia hacia las mujeres

Gabriela Andrea Pérez Urzúa, de 39 años, fue asesinada por su cónyuge, Miguel Toledo, quien posteriormente se suicidó.

Santiago, 24 de Agosto de 2015.- Un nuevo femicidio se produjo durante la madrugada de este domingo en la ciudad de Rancagua, Región del Libertador Bernardo O´Higgins. Miguel Toledo Meza, de 45 años, estranguló a su cónyuge, Gabriela Andrea Pérez Urzúa, dueña de casa de 39 años, quien fue encontrada al interior de un vehículo, en el patio de la casa que compartían hasta hace un mes atrás.

Ante este nuevo hecho de violencia contra una mujer, la Ministra del Servicio Nacional de la Mujer, Claudia Pascual Grau, hizo un llamado a no escatimar esfuerzos en la lucha contra la violencia y a combatirla con fuerza desde todos los sectores de la sociedad. “La violencia contra las mujeres no puede ser tolerada, todas y todos quienes sepan que hay una mujer que está viviendo violencia deben denunciar y acompañarla. No queremos que más mujeres sigan muriendo a manos de quienes son o eran sus parejas”, sostuvo.

La Ministra Claudia Pascual recordó que “este año ya son 28 las mujeres que han muerto por causa de la violencia machista en el país” y que “el Estado y la sociedad en su conjunto, deben estar alerta, porque proteger a las mujeres de la violencia es tarea de todas y de todos”.

La Ministra Pascual reiteró la importancia de denunciar e hizo un llamado a usar los mecanismos disponibles para ello. “Cualquier persona, sea la mujer que vive violencia o alguien de su entorno, puede llamar al 800 104 008 y recibir orientación y ayuda para saber cómo actuar en estos casos”, indicó. “Es muy importante estar alerta y atreverse a denunciar, si todas y todos nos comprometemos contra la violencia, podremos avanzar en una sociedad más igualitaria y justa para mujeres y hombres”, recalcó.

El Servicio Nacional de la Mujer, a través de la Dirección Regional de O´Higgins tomó contacto con la familia afectada para ofrecer apoyo psicológico y legal ante lo ocurrido. El hijo de 15 años del matrimonio fallecido, permanece bajo el cuidado de su abuela materna.



Sobre WordPress